martes, 12 de julio de 2011

Horacio


Cada dos por tres, Horacio se levanta, toma un mate y sale a la calle al grito de:

-¡¡¡VIVA PERÓN, CARAJO!!!

Vecino de mis viejos desde hace 40 años; voz ronca, fuerte e inconfundible, Horacio es un excelente asador y amigo, culto e interesante: muy querible y valorado dentro de mi familia. También es profundamente antiperonista. Sus cánticos y alusiones a Juan Domingo cada vez que amanece soleado (“¡¡¡PERO QUÉ MAÑANA MÁS PERONISTA!!!”) son una parodia, una caricatura, un numerito irónico que monta desde hace años. Décadas, en realidad. Horacio es un caso de estudio, sí.

Como sea, aquel día lo tuve que llamar. Estaba asustada. Había ido a visitar a mi papá y nadie atendía la puerta. Desde afuera se veía el auto, el perro. Hacía poco que mi papá había perdido el oído izquierdo, pero que no escuchara mis golpes era demasiado.

-Horacio, ¿sabés algo de mi papá? –le pregunté.
-No, che. Pero no escucha nada y duerme como un lirón. ¿Tocaste el timbre?
-Sí, a lo pavote. Pero no pasa nada. Timbre, puerta, ventana: todo toqué.
-Ah la pucha…

A los pocos minutos se había formado una congregación frente a la casa mi papá. Horacio, mi marido Esteban, María Ester (otra vecina) y yo. Los nervios crecían. Mi mamá estaba de viaje. Me imaginaba llamándola, diciéndole que… “Hola, mami, tkusghdfuispapighnoséiufhisudf…”.

Esteban se subió al techo y pataleó en la habitación de mis viejos, donde pensábamos que mi papá podía estar durmiendo la siesta. Después bajó al patio y golpeó la puerta trasera. Nada. No pasaba nada.

Desesperada, me prendí al timbre por última vez.

En eso, un ruido.

-¿Quién es? –preguntó mi papá bajito, con voz de dormido.

Horacio no se pudo contener. Infló los pulmones y gritó con todas sus fuerzas:

-¡¡¡¡¡¡¡ESTÁ VIVO!!!!!!!

16 comentarios:

Briks dijo...

... y un trueno ensordecedor conmovió la tierra

el Dr Frankenstein había logrado su macabro cometido



qué?
No sigue así ?

Shimmy dijo...

Está grande Lelé, eso le pasa porque está grande. De a poquitito lo va a empezar a ir notando... un día va a dejar el celular encendido a la noche, por las dudas... un día le va a dar a alguien una copia de las llaves de su casa, también por las dudas... y cuando quiera acordarse no sale de su casa sin escuchar el boletín informativo y saber la temperatura...

Me alegro que haya sido su padre un hombre de profundo dormir, mencantó la historia y cómo la ha contado, supo mantener a los lectores al borde sus asientos. Y el personaje del vecino (para mi un italiano que anda en camiseta) , excelente.

Patita dijo...

Para mí que tu papá en la cama pensaba o incluso decía en voz alta: "¡¿Quién mierda es ahora?!", como mi mamá cada vez que se acuesta a dormir la siesta y suena o el timbre o el teléfono. Eso sí, no atiende ni por casualidad. Ella argumenta: "Seguro no son Pato ni Diego (mi hermano), así que que esperen..."
Sabés la cantidad de veces que me hizo esperar, la muy yegua. Y sí, también me asusté y aguanten los vecinos de toda la vida. De esos que no existen más, lamentablemente. Aguante Horacio. Elocuente el hombre, eh?

Anónimo dijo...

JAJJAJAJAJ que locura...
Me imagino que ahora te habrás hecho una copia de sus llaves no? digo para evitar tremenda puesta en escena..

beso
pili

Yoni Bigud dijo...

A veces les gusta repartir sustos. Los padres suelen ser así.

Me cayó bien Horacio eh. Muy bien.

Un saludo.

Anónimo dijo...

Jajajaa, me mató Horacio!

Es un genio, siempre con el grito justo!!

Besos (Ana)

Lelé dijo...

Briks: Hola! No, no sigue así. Simplemente entramos a lo de mi papá y nos tomamos unos mates.

Shimmy: Se agradece. Estoy grande, sí. Y tengo miedos. Sobre todo respecto a Antonia. Pero sepa que en la ocasión descripta, la de mi papá, sí tenía motivos para el escandalete. Todos los allí presentes, incluyendo al querido Horacio, pensaban lo mismo. Le mando un cariño.

Patita: Tu mamá hace muy bien. Practicidad pura. Tu hermano también vive afuera? Porque si es así, le sobran motivos a tu mamá para desentenderse del mundo y dormirse una buena siesta. "Total, los chicos están lejos". Horacio es un personaje fundamental en mi familia, sí. Beso!

Pili: No tenía llave porque toda esta historia ocurrió en Monte Hermoso. Viste que con Horacio somos vecinos en Bahía Y en Monte Hermoso. Una casualidad de lo más extraña. Beso amiga!

Lelé dijo...

Yoni Bigud: Horacio es un personaje notable. A juzgar por su comentario, acabo de asumir que usted no va a votar a Cristina en las elecciones de octubre.

Ana: Anita! Si conocerás esos gritos?! Recordarás alguno, quiero creer. Beso grande!

Mario M. dijo...

Excelente historia Lelé. Supongo que Horacio es arquitecto y ser antiperonista hoy es algo medio raro teniendo en cuenta que el peronismo ya ha dejado de existir como tal. Decía Facundo Cabral que cuando se iba a dormir sabía que iba a "practicar la muerte". En eso estamos todos Lelé.

Anónimo dijo...

Mi madre ha hecho copia de toooodas sus llaves, incluidas las de candado,y nos ha obsequiado una copia a mi hermana y a mi. Para qué? me pregunto, además de llave, su puerta tiene traba, cadenita y hace un tiempo le pone candado a la cadenita(para acortarla vió?)
O sea,en caso de emergencia, llamar a los bomberos sería nuestra mejor opción, como para no perder energías derribando la puerta. No atiende el teléfono evitando parientes lejanos, mantiene el celular apagado. Ya le dije a mi hermana: Está sana, disfruta su jubileo( tiene 84 años y hace 2 ó 3 que dejó de trabajar), es mayor por lo tanto sucederá lo inevitable, no te preocupes más y dejémosla hacer a su antojo (nunca jamás de todas las veces que se accidentó nos avisó a tiempo, nos enteramos ya con el vendaje puesto, el de la cabeza fue el peor).
La entiendo muy bien Lelé,por eso le digo: Esto no es nada, espere nomás un tiempo...y además Ud. tiene una bebé...bueh....esa maravilla de la vida jamás dejará de preocuparla.
La abuelita de Bahía Blanca.

Lelé dijo...

Mario M.: Lo conocés a Horacio? Te hablé de él? Por qué sí! Es arquitecto! Gracias por tu comentario y cita. Muy buena por cierto.

La abulita de Bahía Blanca: Agradezco su consejo. Por lo que veo, el caso de su mamá se repite. Quizá sea una cuestión de años el querer estar solo, dormirse una siesta sin que nadie lo moleste. Seguramente su postura de esperar lo esperable sea la más racional. A mí me cuesta trabajo todavía. Como sea, las preocupaciones: hijos, padres, uno mismo. Le mando un cariño y muchas gracias por su acompañamiento de siempre.

Mario M. dijo...

Si el apellido empieza con F...sí...cuando supe ser ingeniero fui representante técnico de una empresa que hizo "96 viviendas para SMATA" (año 1988) y el arquitecto H.F. era nuestro inspector por parte del Banco Hipotecario. Besos

TaTiN dijo...

me reí muy espontaneamente! buenisimo Lele!!

Lelé dijo...

Mario: En efecto! Se ve que hablamos en alguna oportunidad de este tema, porque sabés muy bien quién es Horacio. Cuando lo vea le voy a preguntar si recuerda al honorífico e inigualable Mario Minervino.

Tatín: Gracias! Fue muy graciosa toda la escena. Después del susto fue liberador escuchar semejante grito. Beso!

Anónimo dijo...

Vamos amiga, hace casi un mes que nos "posteas" algo...(soy ana "anita", no lo subas, es privado y sólo para vos) jajaja besos!

Lelé dijo...

Gracias Anita! No sé qué escribir! Sos una copada en darte cuenta de mi bloqueo blogger. Beso grande!